aumento_mamas

Aumento de mamas

El aumento mamario debe perseguir la armonía del cuerpo

La mamoplastia de aumento (MPA) o aumento de mamas es una de las intervenciones que más frecuentemente se realiza en el mundo. Es una técnica para aumentar el volumen de las mamas por déficit de volumen, bien congénito, después de una perdida considerada de peso o embarazo, o para corregir una asimetría.

Esta técnica se realiza mediante la colocación de prótesis remodelando la mama, dando una forma natural y un tamaño proporcionado a las dimensiones del cuerpo y torso de la paciente.

La duración de esta técnica está en torno a la hora y treinta minutos.

Este tipo de procedimiento quirúrgico se lleva a cabo generalmente mediante anestesia general . Es necesaria la hospitalización, recibiendo el alta a las 24 horas después de la intervención.

El nivel de malestar (0-10) después de la intervención es alto entre 4-7 los primeros días y su recuperación es variable pudiendo hacer una vida normalizada en torno a los 4 o 5 días. Se recomienda no realizar grandes esfuerzos los primeros días después de la intervención ni realizar deporte hasta pasado un mes después de la intervencón.

Los resultados obtenidos por nuestros pacientes son muy satisfactorios. Además, el resultado puede ser apreciado casi desde el primer momento, teniendo en cuenta el hinchazón inicial.

Descárgate la guía elaborada por el Dr. Amaya Guia Clínica Aumento Mamario

Si tiene cualquier pregunta no dude en consultarnos a través de nuestro formulario de contacto.
>>

PREGUNTAS FRECUENTES

La primera consulta

En la primera consulta se le recojera su historia clínica, el cirujano le preguntara si padece alguna enfermedad, toma o es alérgico algún medicamento, intervenciones quirúrgicas previas, antecedents familiares entre otros.

Es muy importante que la comunicación entre el paciente y el cirujano plástico sea fluida, para que así el cirujano pueda saber cuáles son sus expectativas y que este le explique las limitaciones de la intervención. Se le explicara también, como se realiza el procedimiento, en que centro se realizara, sus riesgos, como es el postoperatorio, así como todas las medidas que se toman para que el proceso se realice con la máxima seguridad. El Dr. Amaya le explicara las cosas de forma sencilla y clara. Intentara en todo momento que sea lo más realista posible y como suele subrayar ” sin edulcorantes”. Aconsejando o desaconsejandole la intervención.

Finalmente, será informado del precio y las opciones de financiación por nuestro personal de atención al paciente.

La primera consulta será meramente informativa, en el caso que se quiera intervenir se le emplazará a una segunda visita, dónde se resolverán las ultimas dudas, se planificará la fecha de la intervención, y la realización de los estudios preoperatorios oportunos para cada caso.

El Dr. Amaya le facilitara su número de teléfono personal para tener una linea directa con su cirujano en caso de cualquier imprevisto en todo momento.

|En qué consiste|

El aumento de mamas o mamoplastia de aumento (MPA) es una de las técnicas de cirugía plástica más se utilizada en el mundo. Esta técnica consiste en el realce de las mamas mediante la colocación de prótesis de silicona debajo del tejido mamario o detrás del musculo pectoral, esta última es la más utilizada.

El procedimiento se puede hacer a través de una incisión alrededor de la areola, a través del surco bajo la mama o también con una incisión en la axila.

Esta intervención sirve para aumentar el tamaño o volumen de la mama así como realzarlo y rejuvenecerlo. También suele realizarse para equilibrar las mamas, en aquellos casos de asimetría, conseguir mayor firmeza, proporcionar una estética más adecuada después de una mastectomía por cáncer mamario, o mejora la apariencia de la mama debido a traumatismos, o malformaciones, o como parte de la cirugía de cambio de sexo.

La cirugía mamaria es una de las operaciones dentro de la cirugía plástica que ha experimentado mayor progresión.

|Candidato ideal|

El aumento de mamas va dirigido especialmente a todas aquellas mujeres que han tenido un desarrollo de la mama inapropiado, con un pecho más pequeño de lo esperado, un crecimiento asimétrico u anómalo.

Por otra parte, es ideal para toda mujer que después del parto han bajado de peso y sus pechos han perdido volumen. O simplemente, para mujeres que quieren mejorar su estética, mejorando así su figura y aumentar su autoestima.

|Lugar de la intervención|

El aumento de mamas o mamoplastia de aumento es una técnica quirúrgica que requiere ingreso en un hospital y se realiza dentro de un quirófano. Nunca debe realizarse dentro de una consulta. La paciente ingresará en el hospital horas antes de la intervención.

|Intervención|

Este tipo de intervención consiste en la colocación de una prótesis de silicona debajo del tejido mamario o detrás del músculo pectoral, esta última localización es la más frecuente. Cada localización tiene sus pros y contras. Se puede realizar mediante tres tipos de incisiones:

• Incisión alrededor de la areola
• A través del surco bajo la mama.
• Incisión en la axila.

El cirujano será quien valore la vía de abordaje que sea más recomendable para la paciente. La intervención más habitual para el aumento de mamas es poner el implante detrás del musculo pectoral, pues asegura un aspecto más natural del pecho ya que se aumenta el tejido entre la piel y el implante reduciendo contracturas capsulares, actuando de barrera entre la glándula y el implante. Además de favorecer la evaluación de la mama en resonancias magnéticas y mamografías. El implante bajo el músculo pectoral no impide ninguna actividad o práctica deportiva.

Todas las intervenciones dejan una cicatriz que con el paso del tiempo, aunque nunca desaparecen, si que se va difuminando al adquirir una coloración blanquecina.

El aumento de mamas no interfiere en la lactancia materna, pero tras el parto hay que esperar 6-12 meses tras la lactancia para someterse a la intervención .

|Tipo de anestesia|

La mamoplastia de aumento o aumento de mamas suele realizarse con anestesia general o también puede utilizarse con anestesia local más sedación. La anestesia general se realiza mediante inducción intravenosa y mantenimiento inhalatorio. La paciente permanecerá dormida hasta el final de la intervención por lo cual no percibirá el dolor ni tendrá recuerdos de la intervención.

|Duración de la intervención|

La duración de esta técnica quirúrgica puede variar dependiendo de la complejidad de la intervención, pero suele estar en torno a 1 o 2 horas. Si la cirugía se acompaña de otro procedimiento o intervención, el tiempo puede aumentar.

|Post-operatorio|

Tras la intervención, la paciente estará con un vendaje o sujetador especial que le hará mantener la forma del pecho hasta que cicatrice bien. Nuestras pacientes permanecen ingresadas 24 horas siempre.

Los primeros 3-4 días son muy molestos por el vendaje apretado, tras la retirada del mismo existe un alivio aunque es normal después de ese tiempo ligeras molestias durante algunos días más. Los primeros meses son los más importantes por lo que la paciente tendrá que acudir a las revisiones indicadas.

Es normal que después de la intervención la persona sienta molestias o agujetas que serán controladas mediante medicación y así prevenir cualquier tipo de infección que pudiera producirse. Las primeras semanas, las mamas estarán especialmente sensibles con lo que se recomienda no haya un contacto físico excesivo. Aunque si es recomendable que la paciente no realice ejercicio físico hasta pasado dos meses, igualmente se recomienda volver cuanto antes a la rutina teniendo especial cuidado en levantar peso. Asimismo se aconseja dormir boca arriba durante las primeras semanas (quizás de las cosas más molestas para nuestra pacientes).

Al principio puede que la persona sienta insensibilizada la zona intervenida ante estímulos táctiles o térmicos, pero poco a poco esta insensibilidad se irá recobrando. Las cicatrices los primeros días tendrán un color más rosado o morado pero a medida que pase el tiempo esto remitirá.

Buena parte de la cirugía depende del post-operatorio. Es de especial importancia seguir todas las recomendaciones y consejos del cirujano para lograr los resultados deseados. Algunas de las recomendaciones indicadas son:

• Guardar reposo durante las primeras 24/48 horas.
• Utilizar la medicación antibiótica para prevenir cualquier infección.
• No realizar ejercicio físico durante los dos primeros meses.
• Dormir boca arriba.
• Informar al cirujano de cualquier molestia.
• No levantar peso excesivo.
• Evitar elevar los codos por encima de los hombros.

|Vuelta a la normalidad|

La vuelta a la normalidad puede estar en torno a las 2 semanas, aunque este tiempo es estimado y variable. Personas que realicen una actividad tipo oficina 5 días es habitualmente suficiente para poder regresar al trabajo con alguna molestia. Si la persona tiene un trabajo que requiera de una actividad física muy intensa puede que el periodo se prolongue a 3 o incluso 4 semanas.

La paciente puede volver al trabajo normalmente pasado este periodo, aunque si es recomendable no realizar ejercicio físico ni realizar grandes esfuerzos durante los dos o tres primeros meses. Durante los primeros meses la paciente deberá acudir a las citas requeridas para su seguimiento.

|Resultados obtenidos|

Los resultados obtenidos por nuestros pacientes son muy satisfactorios. Además pueden apreciarse casi desde el principio, teniendo en cuenta que los pechos estarán más hinchados a causa del fluido atrapado en los tejidos del cuerpo. Las cicatrices, aunque apreciables las primeras semanas, poco a poco irán difuminando y haciéndose menos perceptibles.

El resultado final aunque se empieza a vislumbrar tras 2 meses, solo se alcanza al año de la intervención

|Riesgos asociados a la intervención|

Puede existir alguna complicación en la intervención. Entre las más frecuentes se encuentran:

• Hematomas: Suele resolverse sin ningún tipo de intervención, pero en ocasiones es necesario utilizar un drenaje quirúrgico para que la cicatrización sea adecuada. También puede evacuarse la sangre acumulada.

• Contractura capsular: Tanto en los implantes por detrás del músculo como por debajo de la glándula mamaria, se desarrolla una capsula fibrosa alrededor del implante. Normalmente esta glándula es blanda, elástica e indetectable, pero en ocasiones se vuelve dura y palpable. Esto es una respuesta natural del cuerpo frente a un cuerpo extraño. Suele resolverse con medicación aunque en ocasiones será necesaria una nueva intervención para cortar el tejido capsular o cambio de la prótesis. Para evitar este tipo de complicaciones el cirujano siempre recomendará realizar masajes suaves y en todas las direcciones.

• Infecciones: Este tipo de complicaciones está a la orden de cualquier tipo de cirugía. Para esto será recomendable la toma de antibióticos preventivos. Es recomendable que el paciente informe al cirujano de cualquier molestias o fiebre que pueda padecer.

• Ruptura de implantes: Así mismo existe riesgo de ruptura de implantes, aunque en la actualidad la calidad de los implantes son excelentes. En los implantes de silicona, la mayor parte de las veces, el contenido permanece intacto aunque el implante esté roto, debido a su composición. Es necesario por tanto la revisión de implantes periódicamente para evitar que esto suceda.

• Pérdida de sensibilidad: En muchas ocasiones se produce pérdida de sensibilidad temporal tras la intervención. Aunque en menor ocasión, esta perdida puede ser permanente.

• Desplazamiento implante: puede que la prótesis pueda desplazarse si las estructura locales no tienen la suficiente consistencia.

No hay ninguna evidencia de que las prótesis produzcan cáncer de mama u otro tipo de enfermedades. El llevar una prótesis mamaria no impide realización de mamografías así como tampoco influye en la lactancia materna.

|Tipos de implantes|

Hay diferentes tipos de prótesis dependiendo del material utilizado, la forma, la superficie, etc. Nosotros solo empleamos implantes con la aprobación de la CE (comunidad europea) y la FDA (agencia americana del medicamento). Con análisis contrastados de su seguridad y años en el mercado.

Relleno de implante

Aunque la capa externa del implante mamario siempre está cubierta de silicona, la diferencia está en el relleno que lleva cada prótesis. Así pues podemos encontrar:

• Suero salino: actualmente en desuso, el implante cosiste en una bolsa de silicona a la que se introduce suero salino. Aunque la incisión para su introducción puede ser menor, el riesgo de deflación (vaciado ) existe. Los modelos actuales de silicona cohesiva ( es decir que mantiene la forma), con una gran variedad de tamaños y formas han llevado escaso uso de esto implantes.

• Silicona: tienen un envoltura formada por múltiples capas y rellenas por un gel cohesivo, la cohesividad del gel, su forma y tamaño pueden elegirse, ofreciendo al cirujano un amplio espectro donde elegir.

- Este tipo de implante se subdivide entre anatómico y redondo.

• El implante anatomico es el más apropiado para mujeres con muy poco pecho, auqellas mujeres que presentan mamas tuberosas,o aquellas que deseen un aumento en el que el volumen del polo superior sea menos marcado

• El redondo está más indicado para aquellas mujeres que tienen vacio el polo superior de la mama, o aquellas que tienen un pecho con una correcta forma y deseen un aumento

La superficie del implante

• Superficie rugosa: Actualmente, los más utilizados. Se ha demostrado mediante estudios que este tipo de implantes tienen una tasa de contractura capsular menor que los de superficie lisar. Tienen la ventaja de adherirse a los tejido y evitar así que el implante rote. La fricción de su paso a través de la herida puede ser mayor que los de superficie lisa.
Existen dudas en cuanto a la indicación de dar masajes en el postoperatorio inmediato.

• Superficie lisa: No se adhieren tanto a los tejidos por lo que puede ser un inconveniente, la incisión para introducirlos puede ser un poco más pequeña, al no haber riesgo de fricción.

¿Influye el implante de prótesis mamario con el cáncer de mama?
Existen evidencias clínicas, que confirman que no hay influencia en portar una prótesis mamaria con la aparición de un cáncer de mama. Ni de ninguna enfermedad autoinmune.


¿Influye en la lactancia materna?

Una mujer portadora de una prótesis puede dar de mamar al bebé, ya que la lactancia no se ve afectada por la prótesis.

¿Puedo hacer deporte?
Ser portadora de una prótesis no influye tampoco en el ejercicio físico. Tan solo se recomienda que no se haga ningún tipo de ejercicio extra durante los dos primeros meses. Transcurrido este tiempo, la paciente podrá realizar cualquier práctica.

¿Simulación previa?
Existe la posibilidad de realizar una prueba de volumen con prótesis destinadas a este fin, pero es meramente orientativo.

Cita Previa 911 412 509 622 756 000
Colaboramos con las principales compañias aseguradoras
Certificaciones

Consulta

Cirugía Plástica

Hospital Quirón San Camilo
Juan Bravo, 39
28006 Madrid, España

cerrar x

Plástica y derma

Te llamamos gratis en el día

Por favor, introduce tu número de teléfono, fijo o móvil, y te llamaremos.

política de privacidad